Es difícil decir lo que quiero decir
es penoso negar lo que quiero negar

mejor no lo digo
mejor no lo niego.

Mario Benedetti. "EL PUSILÁNIME",
de "El olvido está lleno de memoria".

miércoles, 5 de noviembre de 2008

Si yo no me respeto... ¿Quién lo hará?

No nací para servir para vivir de estado gaseoso, por mucho que lo llene todo de humo, y por mucho que me crea que no se me encharcan los pulmones de este aire reviciado, por mucho que crea que lo puedo controlar y vaciarlo cuando yo quiera.

Yo nací para creer que es posible darle forma a las cosas y cambiar temperaturas con la mente y volver lo etéreo sólido, y volver lo negro blanco, sólo con mi boca, y con mis manos, y con mis ojos, y con mis labios. Sólo con atrapar el humo y encerrarlo entre los dedos, y apretar bien fuerte, y soltarlo condensado, y de colores, y real, y fiel, y vivo, y mío.

Sabes que sé que éste no es el camino, y yo sé tan bien como tú sabes que de seguir esta senda voy a acabar a las espaldas de donde salí, aún peor incluso. Tengo que centrarme y abstraerme y soltar las pesas y los lastres y quitar amarras, y dejar de necesitar y de pedir y empezar la casa por abajo, y sembrar buenos cimientos que florezcan sin plomo ni alquitrán en la parcela de hortalizas que me he comprado. Da igual si por un tiempo me alimento de patatas. Sólo quiero saber cómo hacer para cambiar las cosas, sólo quiero tener la guía para ser capaz de no perderme, y dar rodeos sólo cuando me apetezca...

Me siento tan perdida....

Es tan fácil desandar lo andado...

Es tan dulce llorar a oscuras....

No te aproveches de que aún no sé qué ropa visto. No me digas palabras que sabes no puedo resistir, ni me prometas que esta vez va a ser diferente y vas a compensar todo lo malo. No me hagas quererte de nuevo si te piensas volver a ir.
No me hagas creer de nuevo si no piensas volver a ser conmigo.
Sí. Tú. Yepes.
Y todos los demás.

No hay nada que puedas arreglar, salvo comprarme otro corazón nuevo y con olvido.
No hay nada que yo pueda hacer, salvo cambiarme de nombre y de vida y empezar de nuevo para cometer los mismos errores una y otra vez. Huyendo de los mismos, una y otra vez.
No hay nada que yo pueda hacer, salvo tramitar una orden de alejamiento contra mí misma y rezar para que tenga las agallas de cumplirla y tenga los cojones de marcharme a donde ni yo misma me pueda ver la cara de esposa sin marido que se me ha quedado.

Porque ni me respeto a mí misma, ni creo que merezca respeto. Y aunque sepa que todo lo que digo aquí y ahora no es cierto, y que valgo más que quien no me ve valer, me engaño a mí misma y me disfrazo de un todo vale y todo lo compesa, cuando en realidad es sólo que no tengo las agallas de plantarme frente al espejo y decirme a mí misma que no me están respetando.
Basta ya de usar los cristalinos sólo para disfrazarme los labios. Basta ya de tragar y tragar y tragar hasta la indecencia. Basa ya de justificar lo injustificable, de perfumar lo podrido en lugar de tirarlo directamente a la basura. Basta ya de buscar donde no me llaman y encima enfadarme con el mundo porque no me dió lo que pedí, habiéndolo exigido a deshoras y de malas maneras.

Éstas no son las formas.
Éste no es el contenido.
Así no se llega y nada se consigue.
Y lo sé.

Es sólo que me encuentro tan perdida...

Y es tan fácil desandar lo andado....

Y es tan dulce llorar a oscuras...

2 comentarios:

malena dijo...

Mmmm... No te veo en papel de víctima, muñeca... Y es cierto, si tú no te respetas no puedes exigir respeto de nadie.
Me gustó eso del corazón con olvido incorporado.
Bueno, basta de lata que vine a contarte qué es un Haiku!
Es una forma de poesía de origen japonés. Se compones de tres versos sin rima de 5-7-5 sílabas cada uno, o sea un total de 17 sílabas el poema completo. Para ser Haiku debe versar sobre la naturaleza, si no se llama Senryu. Por eso yo los numero -H y -S, de acuerdo a lo que sean. Y eso es todo lo que sé porque tampoco soy la experta que me pintan por ahí!!! Esto recién lo aprendí hace un mes y pico... jaja!
Te dejo un beso grande.

ELRAYAn dijo...

lo único acertado de este post es el título.

y los dos primeros párrafos tb.

Has hecho algo para mejorar las cosas? Has hecho algo para romper con esta infelicidad? Sabes? para obtener un título debes estár 2, 3 o 5 años puteao estudiando.

Para obtener la felicidad tienes que invertir, aprender a controlar las debilidades, quererte, sobretodo lo último, y hacerte valer.

Algo tendrás, sabes? algo tendrás cuando me tienes a tus pies :-)